lunes, 14 de abril de 2014

Agua








Agua que risueña fluyes
entre melodías de una canción,
agua que fresca discurres
lavando pecados de mi sinrazón.

Lágrimas que vierten los amantes
entre la lluvia de notas de un acordeón,
recuerdos de mares lejanos
que ahora nos separan,
sin pedirnos perdón.

Agua que entre las hojas moras  
todas las mañanas de mi obsesión,
lavas las manos del hombre
manchadas de sangre,
por su condición.

Gotas que formas los cuerpos
mutados en besos de una pasión,
agua que corres a unirte 
al río
sereno de mi soledad.

Gerardo Rivas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario